André Comte-Sponville

André Comte-Sponville nació en París en 1952. Alumno de la Ecole Normale Supérieure d‘Ulm, es profesor de filosofía, doctor graduado, y merecedor de un Doctorado Honoris Causa de la Universidad de Mons-Hainaut, Bélgica. Ha sido durante mucho tiempo profesor de la Universidad de París I (Panthéon-Sorbonne). Ha publicado numerosos libros, traducidos a 24 idiomas. Es miembro del Comité Consultivo Nacional de Ética, Francia.

Entrevista

André Comte-Sponville, se define a sí mismo como “filósofo materialista, humanista y racionalista.” ¿Puede especificar?

A.C.-S. Digamos, para abreviar, que yo soy un materialista como Epicuro, racionalista como Spinoza, y humanista como Montaigne. Por supuesto, no es que yo haya tenido siempre la misma filosofía que los tres maestros (que además tienen tres filosofías diferentes), sino porque soy un materialista, racionalista y humanista en el mismo sentido que ellos lo son respectivamente.

Vamos a empezar con “materialista”. ¿Qué significa eso?

Yo no creo en ninguna realidad inmaterial: ni en un mundo puramente ideal, a la manera de Platón, ni en un Dios trascendente ni en el alma inmaterial. Todo lo que existe, para mí, como para Epicuro, es materia o producto de la materia. Esto es particularmente cierto para la persona que soy: no tengo un cuerpo, yo soy mi cuerpo. Y no es un espíritu inmaterial el que piensa en mí, sino el cerebro, que es un órgano tan material como cualquier otro. Esto no me impide tener ideales, como todo el mundo. Pero me disuade de creer en ellos absolutamente: un ideal no es un ser ni un absoluto; es el objeto de un deseo y todo deseo es material, relativo, histórico. Por ejemplo, la justicia: no es “un algo en sí mismo”, ya lo dijo Epicuro, sino que existe y es válida sólo en la medida en que la deseamos y luchamos por ella.

Y ¿”racional”?

Esto significa que todo para mí, como para Spinoza, es racional. Ciertamente, ¡no todo es razonable! Es razonable lo que nos parece seguir la razón. Es racional lo que la razón puede explicar. Un loco, por ejemplo, no es razonable, pero es evidentemente racional: de otro modo la psiquiatría sería imposible. Lo mismo sucede con los sueños: la mayoría no son razonables, pero todos ellos son racionales (véanse Freud y otros), es decir, que la razón puede explicarlos, al menos en principio. En pocas palabras, ser racionalista no se trata sólo de confiar en la razón y tratar de ser razonable. Es pensar, más profundamente, que lo irracional no existe.

Por último, ¿qué significa “humanismo”?

Esto no significa, en cualquier caso, que yo “crea en el hombre” en el sentido en que algunos hacen del humanismo ¡una especie de religión! ¿Por qué creer en el hombre, y qué es lo que eso podría significar, puesto que su existencia es indubitable? ¿Y cómo adorarlo, cuando evidentemente es capaz de lo peor y rara vez de lo mejor? Humanismo, para mí, no es una religión, es una moral. El hombre no es nuestro Dios, es sólo nuestro prójimo. En pocas palabras, yo soy humanista a la manera de Montaigne: no porque esté convencido de la grandeza y la bondad del hombre, sino porque yo le perdono su pequeñez, su “miseria”, como decía Pascal, y estoy tratando de contribuir, a mi nivel, con mis medios, a su progreso, a lo que el mismo Pascal llamaba su “grandeza “. Esto es lo que he denominado, a partir de Montaigne, un humanismo de la misericordia. En otra parte, “el hombre” es sólo una abstracción. Lo que existe son los hombres, las mujeres; son todos diferentes y todos tienen que convertirse en seres humanos, en el sentido normativo del término (en el sentido de que la humanidad no es sólo una especie animal, el homo sapiens sapiens, sino también el portador de una virtud: todo lo contrario de lo inhumano). Es esto lo que me permite articular lo que Althusser llamó “anti-humanismo teórico”, el de las humanidades, con lo que yo llamo humanismo práctico, el de la moral, no importa de quién en particular. La humanidad no es un principio sino un resultado, no una esencia sino una especie (animal) y un valor (histórico). La transición de la primera a la segunda es lo que llamamos civilización, pasaje siempre frágil, siempre a reanudar y continuar! No se nace humano (en el sentido normativo del término), te conviertes en uno.

Terminar con el principio. André Comte-Sponville, ¿qué es un filósofo?

Es alguien que trata de servirse de su razón para acercarse a una forma de sabiduría, que es una vida más lúcida, más libre, más dichosa. A menudo lo he dicho: filosofar es pensar nuestra vida y vivir nuestros pensamientos. ¡Naturalmente, no basta con contemplarse el ombligo o el alma! ¡Todo lo contrario! Pensar la vida es pensar en ella como es, inmersa en el mundo, en la sociedad, en la historia. Es por eso que el filósofo se interesa por todo: porque se interesa en el Todo (el universo, la naturaleza), con el hombre ahí dentro.

¿Qué es la sabiduría?

Una vida feliz, pero una felicidad que no se obtendría a base drogas, de ilusiones o de diversiones. La sabiduría, según la tradición filosófica, es la felicidad en la verdad: una felicidad verdadera, la verdad feliz… Digamos, más modestamente, que la sabiduría es la máxima felicidad en la lucidez máxima. Es para esto que sirve la filosofía, o hacia lo cual tiende. Se trata de pensar mejor para vivir mejor.

http://comte-sponville.monsite-orange.fr/

2 comentarios

Archivado bajo Cultura, Ideas

2 Respuestas a “André Comte-Sponville

  1. nicolas rios villagra

    se trata de pensar mejor para crear , el ser humano crea a travez de la razón , y concibe el mundo de formas materiales por que su entorno esta basado en esas formulas.

  2. Me parece interesante. El entrevistado, desde un punto de vista materialista, fundamenta la búsqueda de la felicidad verdadera como meta filosófica. Se puede estar de acuerdo o no estarlo, como cuando nos parece encontrar ecos de la voz del silencio. – Amigos, los invito a visitar mi blog y seguirlo. Así compartimos puntos de vista y experiencias; además, multiplicamos esfuerzos de difusión. Gracias. Saludos. Felicidades. Lino

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s