Museo Nacional de las Culturas

Es uno de los cinco museos nacionales dependientes del Instituto Nacional de Antropología e Historia (los otros son los de Antropología, de Historia, del Virreinato y el de las Intervenciones). Fue fundado en 1965 con la misión de estudiar, preservar y dar a conocer las distintas manifestaciones materiales e intangibles emanadas de la diversidad cultural del mundo. Se trata de una institución singular en Latinoamérica, no sólo por su vocación universalista, sino principalmente por ser el único museo en ofrecer a su público un amplio espectro de cosmovisiones, sistemas de organización social, mitologías, religiones, rituales, artes y tecnologías aplicadas a la vida cotidiana de pueblos y naciones de los cinco continentes. Se trata asimismo de un centro irradiador de ideas y nociones sobre la unicidad del género humano y sobre las características que hacen de una cultura o civilización diferente de las otras, en tal forma que se propicie la tolerancia y el aprecio por lo que pudiera parecernos lejano, pero que de ninguna manera puede sernos ajeno. La fascinación que ejerce en los visitantes el cotejo con otras formas de vivir y de pensar se traduce en un sentimiento de confraternidad, de convergencia y filiación a la gran aventura del hombre sobre el planeta Tierra desde los tiempos más remotos hasta nuestros días. De ahí que se considere a este museo como uno de los bastiones didácticos más importantes en la tarea de educar a las nuevas generaciones de mexicanos, tratando de paliar el aislamiento en que muchos viven y mueren. A ese objetivo educacional se añade el que consiste en fungir como un vínculo eficaz con las representaciones diplomáticas acreditadas en nuestro país, toda vez que sirve como espacio para sus manifestaciones culturales, históricas  y sociales más preciadas.

Otro objetivo es el de ampliar los horizontes intelectuales y críticos del público en general, entendiendo por este término lo que se da en llamar “el ciudadano de a pie”, el que no se dirigía al museo pero terminó disfrutando de una buena exposición, se llevó una publicación interesante, vio un video, o participó en un curso o en un taller. Y esto apunta a un objetivo crucial, que es el de atraer públicos nuevos porque son multiplicadores que nutren la oferta cultural del museo.

Anuncios

Deja un comentario

Archivado bajo Antropología, Cultura, Diversidad cultural, Museología, Museos del mundo

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s